Ecocidio de los Escobar Manjarrez en Playa Ceuta

¿El mensaje de Meade para quién es?…

La familia Escobar Manjarrez no se cansa de enriquecerse con proyectos de aparente desarrollo en donde sus cuates y familiares ejecutan toda la obra. Ya en sus afanes por concluir un malecón turístico en Playa Ceuta Municipio de Elota, intentan impactar una zona federal protegida y que además se usa para criadero y protección de varias especies de tortugas.  Tan solo la Universidad Autónoma de Sinaloa ha liberado en 10 años de sus actividades ahí más de un 1.5 millones de crías de tortuga y ha salvaguardado más de millones de huevos. La intención del Ayuntamiento de Elota, muchas voces, la interpretan como ecocida y que busca aprovecharse de la estampa de la protección solo con fines turísticos sin garantizar la sustentabilidad. El proyecto para concluir el Malecón y la construcción de la cerca perimetral del Centro de Protección y Conservación de la Tortuga Marina de Playa Ceuta que pretende el Alcalde Ángel Giovanni Escobar Manjarrez sería complemento a un sitio en donde actualmente se cuenta con infraestructura urbano turística que consiste en un malecón de 396 m, un restaurante y diversas construcciones para uso temporal en fines de semana y periodos vacacionales, principalmente por los habitantes de La Cruz. Además de instalaciones e infraestructura del Campamento Tortuguero y el Museo de la Tortuga Marina, que conforman lo que ahora se identifica como Centro de Protección y Conservación de la Tortuga Marina de Playa Ceuta. Las obras propuestas, según un estudio de impacto ambiental planteado a las autoridades federales, aclaran que el proyecto es para complementar la infraestructura existente en el sitio y que consisten en un tramo de 400 m de largo por 17 de ancho del malecón (6,800 m2) y una cerca perimetral de 780 m por 1.30 m de alto aislando un área total de 18,535.4 m2. del Centro de Protección y Conservación de la Tortuga Marina de Playa Ceuta.  Las dudas surgen de la voracidad del Presidente municipal y su equipo porque aun sabiendo que el sitio colinda con zona federal de playa que está decretada como Zona de Reserva y Sitio de Refugio para la Protección, Conservación, Repoblación, Desarrollo y Control de las Diversas Especies de Tortuga Marina Playa Ceuta, pretenden impactarla.  Con todo y que aparentemente el Municipio de Elota establecería un compromiso de no realizar ningún tipo de obra o actividad en la zona de playa, despierta inquietudes porque ha iniciado el trámite de solicitud de concesión de la zona de playa colindante, dice, únicamente para fines de protección y conservación. Situación que nadie cree. Por ello el rector Juan Eulogio Guerra Liera empezó la lucha por defender 10 años de trabajo de la máxima casa de estudios en ese lugar en donde han logrado un avance importante en la protección de los quelonios. Pidió que se detenga la construcción de la segunda etapa del malecón en playa Ceuta, ya que afectaría el refugio para la protección, conservación, repoblación y desarrollo de la tortuga marina. La Universidad dijo, no parara sus esfuerzos ante un acto de este tipo de las autoridades y levantará su voz hasta el propio Presidente de la República Enrique Peña Nieto…

Muchas son las perversas lecturas que algunos intentan colgarle al mensaje que el casi candidato del PRI a la Presidencia de la República José Antonio Meade Kuribreña envía a sus seguidores y adversarios. La voz es clara: “Desde la Ciudad de México hasta Sinaloa un saludo. Arriba con el grupo de la eme”. Tal mención empezarían a usarla como la bandera de abordaje de los simpatizantes y adeptos del Director de la Financiera Nacional Mario Zamora Gastélum para tomar sitios entre los pretensos a los puestos de elección popular en la entidad olvidando que el propio Zamora es el cercano y por ese motivo podría sumarse a su equipo nacional. Otros dicen que con ese envío whatsapero y de redes intentan asustar con el petate del muerto a los que se preparan para enarbolar a los verdaderos liderazgos locales y regionales e imponer una suerte de dedazo. Lo cierto es que la grabación suena más amigable que un recado navideño y ya trae pinto a varios que se creían con posibilidades…

Una administración que lucha con el estigma de la corrupción es raro que soporte a los imputados como tales. Sí, el Director de Inspección y Normatividad del Gobierno del Estado Arturo Torres Sato y su Jefe inmediato el Subsecretario de Normatividad e Información Registral Ramón Murgía, son señalados dentro del Cártel del Alcohol en donde operan la ordeña oficial institucionalizando la extorsión para obtener unas patrullas y con ello una aparente mayor vigilancia de los sitios dedicados a los giros negros. Es realmente raro. ¿Hasta dónde llegará esa vena de corrupción?, ¿A cuántos pisos de Palacio de Gobierno alcanzará a subir?..